Los Hawkers Centres de Singapur han sido reconocidos por la UNESCO como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad

"Hawkers Centres", que en inglés significa literalmente "centros de vendedores ambulantes", es el nombre que se le da a ciertos locales, al aire libre o cubiertos, que agrupan varios puestos de comida en los que se venden una gan variedad de platos, tanto locales como de otras cocinas. Recientemente la Unesco ha decretado que estos centros tienen un significado cultural especial y ahora forman parte de la Lista Representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad.


Los orígenes de la cultura de los vendedores ambulantes, los "hawkers", en Singapur data de mediados del siglo XIX, cuando los primeros inmigrantes vendían su comida en las calles. Desde los años 60 se empezaron a construir los Hawkers Centres para permitir a los hawkers trabajar en buenas instalaciones y poder preparar y servir platos de comida recién cocinados en un ambiente limpio, cálido e higiénico.

La cultura Hawker desde entonces está en evolución continua, siendo ahora un símbolo distintivo de Singapur que además atrae a muchos turistas. Hoy en día, hay más de 110 Hawker Centres a lo largo de la isla y van en aumento, parece que en 2027 habrá 13 centros nuevos. Son lugares muy populares que ofrecen comidas variadas a precios razonables para clientes de todas las clases y condiciones sociales. Los hawkers se especializan en valores, habilidades y prácticas culinarias transmitidas por generaciones e inventan formas creativas para satisfacer las demandas de una nación multicultural (china, malaya, india y otras culturas) siempre cambiante.

Personas de todas las edades, razas y orígenes se reúnen en estos centros y comparten momentos y experiencias inolvidables alrededor de la comida. Además se ofrecen al mismo tiempo otras actividades, como la posibilidad de jugar al ajedrez, escuchar representaciones de música o contemplar cómo algunos pintores crean sus obras de arte. "A lo largo de los años, esta combinación única de alimentos, espacio y comunidad ha evolucionado hasta convertirse en un microcosmos de la sociedad multicultural de Singapur, una parte integral del modo de vida de los singapurenses."

Hace dos años, el 19 de agosto de 2018, el Primer Ministro Lee Hsien Loong anunció la intención de Singapur de nominar la cultura Hawker de Singapur como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad. Esta propuesta recibió mucho apoyo y colaboración por parte de varios organismos, la Junta del Patrimonio Nacional, el Organismo Nacional del Medio Ambiente y la Federación de Asociaciones de Comerciantes, así como también de la comunidad de hawkers, los expertos y la propia población. Ahora, pasados dos años, el 16 de diciembre de 2020 se anunció exitosamente que ya forma parte de la lista de la UNESCO.

"Nos sentimos increíblemente honrados de que la Cultura Hawker de Singapur haya sido reconocida oficialmente por la UNESCO y compartida con el mundo", dijo Edwin Tong, Ministro de Cultura, Comunidad y Juventud, Segundo Ministro de Derecho y Presidente de la Comisión Nacional de Singapur para la UNESCO. "La Cultura Hawker ocupa un lugar especial en los corazones de los singapurenses de todas las clases sociales, y es un patrimonio vivo que refleja nuestra experiencia cotidiana y nuestra identidad como sociedad multicultural".

Los Hawkers Centres sirven como 'comedores colectivos' donde familias, amigos y viajeros se reúnen e interactúan y comparten su amor por la comida y el calor de hogar. "También sirven como vibrantes espacios comunitarios que promueven la cohesión social, moderan el costo de la vida y fomentan una identidad nacional común" basada en experiencias, valores, hábitos e ingenio compartidos.

Claramente es un reflejo de la rica y diversa cultura de Singapur y un escenario donde se sintetiza la multiplicidad de arte para alimentar a la vida con los colores, sabores, texturas y perfumes que nos ofrece la naturaleza.

Imágenes | Lonely Planet y Our SG heritage